fbpx

¿Por qué una alimentación natural?

Estoy muy contenta con el inicio de Alpha y con saber que nuestra manada se amplía!
Creo que es necesario empezar este camino contándote el por qué de una alimentación natural para tu familia canina:
Se que es cliché hablar acerca del viejo concepto de que “el perro es el mejor amigo del hombre”. Seguramente lo has escuchado y, hasta vos mismo lo has dicho en algún momento; no obstante no deja de ser absolutamente cierto.
Los perros son nuestros mejores amigos, son quienes nos han acompañado y con quienes hemos convivido de manera simbiótica desde hace ya veinte mil años. Tienen un espacio fundamental en nuestras vidas. Les hemos abierto la puerta de nuestras casas, aprendieron a comprendernos y se adaptaron junto con nosotros a un nuevo estilo de vida compartido, llenando nuestros hogares de alegría, cariño y mejorando nuestra salud en todos sus niveles.
Un datito importante para arrancar con este artículo: ¿Sabías que antes de la década de los setenta los perros vivían, en promedio, entre 17 y 20 años?
Hoy en día, en dos de los estudios más extensos hechos por organizaciones reputables como la “Mark Morris Foundation” y “Kennel Club”, ambos enfocados en la longevidad en perros, descubrieron que su promedio de vida hoy en día estaba oscilando los once (11) años. En un segundo estudio realizado, se anunció el 2014 que esta cifra bajó un 10%, es decir, se redujo a 10 años, llegando a la conclusión que el perro promedio actual tan solo vive alrededor de 10 a 11 años. Estas cifras son tristemente reales. La esperanza de vida de nuestros mejores amigos ha disminuido prácticamente un 40% en estas últimas cuatro a cinco décadas y la tendencia nos parece indicar que esto seguirá en bajada si no hacemos algo al respecto.
¿De qué manera se han venido manifestando estos preocupantes resultados hoy en día? Los índices de obesidad en nuestras mascotas han ido aumentando en una tasa de un 900% cada año. Por otra parte, hay un incremento de perros con enfermedades degenerativas, como ser: cáncer, diabetes, problemas hepáticos, daños renales y metabólicos. Esto lo vemos en auge en las veterinarias desde edades cada vez más tempranas.
Numerosos estudios coinciden de que todos estos problemas son producto de la combinación de tres grandes factores: uno, una vida sedentaria; dos, un alto nivel de estrés y; finalmente, el factor más importante: una dieta inapropiada para su especie.
¿Por qué? Lo reconocemos, las croquetas o pellets son una solución muy cómoda y bastante económica. Están diseñados para durar por años en vitrinas y para aportar en las mínimas necesidades nutricionales para la supervivencia de nuestros caninos. Ahora que esto es de conocimiento público, ¿realmente queremos que nuestros mejores amigos sobrevivan? ¿O a lo mejor buscamos que ellos prosperen en la vida?

Son casi 50 años que los perros vienen exclusivamente comiendo croquetas y claramente el reflejo en su salud muestra que no vamos bien. Si bien son un alimento balanceado en cuanto a nutrientes: la calidad de los mismos, su digestibilidad, la cantidad de químicos que contienen y el nivel de procesamiento que traen (altas temperaturas, procesos de extrusión, etc.) no son los ideales para garantizar una vida saludable a lo largo del tiempo. ¿Te imaginas comiendo comida chatarra desde que naces por el resto de tu vida? ¿No parece ser tan saludable no? Pues algo similar les venimos dando día a día.

El lado positivo es que la tendencia a la alimentación natural en perros y gatos viene creciendo en muchos países y tiene como finalidad maximizar la salud y longevidad de nuestros animales, brindándole una dieta que principalmente se base en alimentos biológicamente apropiados para su especie. Pareciera algo novedoso cuando en realidad simplemente es algo que olvidamos. Nosotros aún somos un equipo pequeño de personas liderando este movimiento comparado con la gran industria de alimento que conocemos (Croquetas), pero los resultados que venimos evidenciando en nuestros pacientes son grandiosos. Aquí te dejamos el link a un estudio que compara perros comiendo comida real vs. croquetas, en donde se demuestra que los perros con alimento real viven (en promedio) un 30% más que los otros .
Ahora, ¿en qué consiste la alimentación natural de nuestros caninos?
Consiste en esencia en un alimento biológicamente apropiado para la especie, en este caso para carnívoros facultativos. Un alimento elaborado con ingredientes frescos, que no contiene colorantes, saborizantes ni preservantes ni antioxidantes artificiales, así como ningún aditivo químico. No tiene ningún tipo de procesamiento industrial que desnaturalice el alimento, y puede estar o no cocido. El objetivo dar un alimento que se asemeje lo más posible a lo que comería dicho animal en estado silvestre.
Es muy importante no confundir una dieta natural con la comida hecha en casa o “sobras”, ya que esta última se hace sin tener en cuenta el balance de nutrientes adecuados. Recordemos que nuestros perros no tienen las mismas necesidades que nosotros y si el perrito come una dieta desequilibrada por mucho tiempo, de igual manera esto traerá problemas en su salud.
Una alimentación natural, por más que sea hecha con ingredientes frescos, necesita estar equilibrada manteniendo los balances adecuados de nutrientes de acuerdo a la necesidad de cada perro para así darle el bienestar que buscamos. Por eso recomendamos siempre trabajar bajo el asesoramiento de un profesional experto y certificado en nutrición canina.
El devolverles la salud y el tiempo de vida a nuestras mascotas es un trabajo importante que se hace en equipo y nosotros nos proponemos como meta ser parte de tu equipo. Se trata simplemente de devolverles con un granito de arena todo el cariño que ellos nos dan. Ahora es nuestro turno de devolverles el placer de ser perro, sentir como perro y comer como perro. Este es el corazón de ALPHA y juntos gritamos al unísono: ¡Larga vida al perro!
Entonces ahora les preguntamos: ¿El darles una alimentación natural acaso no suena como una decisión lógica?
Dra. Paloma Medina